Adiòs. Al Alba.

“Adiòs. Al alba”

Estoy encendiendio el Sol,

al alba

cada día lo prendo,

pero no acaba de calentar,

ni de iluminar mi universo.

 

Cada noche,

con el crepúsculo,

enciendo estrellas

en el cielo,

les sonrío y hago guiños,

invento canciones

y les recito versos,

pero no bailan conmigo

ni se prenden en mi pelo.

 

No se què està pasando,

si me he perdido,                                                                         

si enfermos mis besos,

si es que no hay luz,

si un eclipse

en el Universo.

 

Y habrè de volver al mar,

ser gota de océano.

Volver a mi àtomo ùnico,

soñarme proceso.

 

Nieves Iparraguire (30 de Marzo 2012)

.

 

Anuncios

5 comentarios

Archivado bajo coordenadas, poesía

5 Respuestas a “Adiòs. Al Alba.

  1. No dejan de asombrarme tus poemas, Berfin, por la carga de ternura y de tristeza que llevan a la vez… Tal vez sea eso lo que me engancha a ellos, lo que me lleva en volandas a leerlos una y otra vez, encontrando en cada una de ellas un matiz nuevo y encantador que pasé por alto la vez anterior y que, ésta. consigue arrancar una solitaria lágrima que rueda por mi mejolla hasta caer en el inmenso mar… Tal vez, esa sea la solución, no lo sé, pero sólo los valientes tienen el arrojo de comprobarlo sin pensar en en el “¿qué pasará si…?” Y yo soy valiente… Tal vez la solución sea seguir a mi lágrima solitaria y lograr, así, encender la luz del sol, conseguir que las estrellas se prendan de mis cabellos y demostrar que los besos nunca enferman, que quien tiene las ideas claras nunca se pierde, que no puede darse un eclipse en el universo que apague la luz del sol y de las estrellas…. Pero tienes razón en algo: eres proceso porque eres persona, aunque hay razones del corazón que la razón jamás podrá entender… Un beso y una flor!

    • Marta, qué bonito comentario me dejas. La luz y la oscuridad, son parte del camino humano. También todos nos perdemos a veces, lo importante es encontrarse, para perderse y reencontrarse, ser nuevo, ser proceso. Un beso

  2. “Es hoy: todo el ayer se fue cayendo
    entre dedos de luz y ojos de sueño,
    mañana llegará con pasos verdes:
    nadie detiene el río de la aurora…”

    Aunque hay noches alargadas, tiempos que parece nunca acaban, y las estrellas nos se posan en nuestras miradas, no bailan.

    Quizá volverse al mar sea la solución… si pudiera.

    Un beso, te echaba de menos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s